Chile ya cuenta con Creative Commons

Chile se convirtió en el segundo país latinoamericano en adoptar Creative Commons, sistema de licencias complementarias al copyright. «El arte ha sido construir sobre creatividad de otros», señaló el líder de esta iniciativa, Lawrence Lessig, durante el lanzamiento en el Museo de Arte Contemporáneo ante más de un centenar de asistentes del ámbito académico, editorial y cultural.

Chile se convirtió en el segundo país latinoamericano en adoptar Creative Commons, sistema de licencias complementarias al copyright. «El arte ha sido construir sobre creatividad de otros», señaló el líder de esta iniciativa, Lawrence Lessig, durante el lanzamiento en el Museo de Arte Contemporáneo ante más de un centenar de asistentes del ámbito académico, editorial y cultural.

«Bienvenidos a la cultura libre», sentenció entusiasmado Lawrence Lessig, creador y presidente de Creative Commons (CC), una organización sin fines de lucro que busca reducir las barreras legales a la creatividad e invita a los propios autores a compartir sus obras bajo «algunos derechos reservados» (en contraposición al lema copyright, «todos los derechos reservados»), implementando licencias que se adecuan a las necesidades y términos de cada creador. Hoy fueron presentadas oficialmente en nuestro país, en una ceremonia realizada en el Museo de Arte Contemporáneo (MAC) y a la que asistió más de un centenar de personas.

«La tecnología se puede utilizar para formar comunidades creativas, no centradas simplemente en el consumo cultural obsesivo, sino que comunidades que consumen para crear», señaló Lessig, aludiendo a la característica pasiva y meramente consumista del público durante el siglo XX.

No obstante, añadió el académico de la Universidad de Stanford, en la actualidad estas comunidades difícilmente pueden desarrollar su creatividad en los marcos de la legalidad, debido a las intrincadas normas de protección a los derechos de autor existente en los países. «El respeto a los derechos de autor, copyright, debería adaptarse de acuerdo a la tecnología de hoy. Las licencias de Creative Commons surgieron como respuesta a la necesidad de que las restricciones señaladas en el sistema tradicional funcionen de forma más sencilla», señaló Lessig.

Territorios creativos comunes

«A mediados del año pasado comenzamos el proceso de adaptación en Chile de Creative Commons cuya traducción equivaldría a ÂŽterritorios creativos comunesÂŽ, indicó Gabriela Ortúzar, directora del Sistema de Servicios de Información y Bibliotecas (SISIB) de la Universidad de Chile, organismo impulsor de Creative Commons-Chile, conjuntamente con la Corporación Derechos Digitales. De este modo, en nuestro país se utilizó la combinación más completa de permisos.

En la oportunidad, Ortúzar recalcó la importancia de contar con un sistema de licencias complementarias, sobre todo para medios de comunicación electrónicos como forma de abrir barreras en el intercambio de valiosa información académica y cultural con el irrestricto respeto a los derechos de autor. También, aprovechó de presentar el sitio web www.creativecommons.cl desarrollado por el SISIB, el cual entrega toda la información relativa a las licencias y permite registrar las obras en línea.

En representación de las autoridades de la Casa de Bello, la Vicerrectora de Asuntos Académicos, Prof. Dra. Cecilia Sepúlveda, recalcó la necesidad de no permanecer indiferentes a los avances tecnológicos en materia comunicacional y reafirmó el compromiso que tiene la «U» con el incentivo de proyectos que permitan incrementar el intercambio intelectual. «Creative Commons es un modelo de propiedad intelectual flexible, complementario al tradicional, acorde a los tiempos, en que se comprende y valora el acceso a la información y las artes, como poderosa herramienta cultural y de progreso para la comunidad en su conjunto», explicó.

También intervino en la ceremonia Paulo Slachevsky, de LOM Ediciones (empresa que obsequió una edición especial del libro «Cultura libre» de Lessig), quien señaló la necesidad de trabajar en una política país equilibrada en materia de derechos de autor, a fin de promover una cultura sin ataduras, no sometida a los intereses de lucro de grandes corporaciones. «Creative Commons permite una mayor democracia cultural, del momento en que este sistema, por un lado reestablece los derechos del autor a definir qué hacer con sus trabajos y por el otro, favorece la difusión y el acceso a las obras».

Pormenores de la jornada

La flamante sede temporal del MAC en Quinta Normal fue el escenario de la presentación de Creative Commons en Chile. Hasta allí llegó un amplio marco de público, el cual, repletó el blanco y espacioso hall central.

La obertura musical de la jornada estuvo a cargo de jóvenes músicos y bailarines de la Corporación Cultural Balmaceda 1215, que presentaron un espectáculo lleno de energía y movimiento que cautivó a los asistentes.

En la oportunidad también se dio a conocer la acción de arte del Colectivo Netzfunk, representados por David Boardman y Diego Mometti, profesores de la Universidad de Turín invitados al Doctorado en Filosofía con Mención Estética y Teoría del Arte, de la Facultad de Artes de la Universidad de Chile.

Ellos coordinaron el Seminario de Tecnología Suave de este postgrado y en ese contexto idearon la acción de arte «Memoria histórica de la Alameda», obra licenciada bajo Creative Commons.

Y para el cierre, hubo más música en vivo. Esta vez le correspondió el turno a los sonidos electrónicos de los músicos Daniel Jeffs y Mika Martini. Ambos residen en Santiago y sus creaciones se encuentran disponibles para ser escuchadas en su totalidad desde el sitio web www.archive.org y que, por supuesto, están bajo una licencia CC.

Fuente: Derechos Digitales + Creative Commons Chile
Fotografías: Michel + Universidad de Chile + Faco. Todos ellos licenciando con Creative Commons.